12 jun. 2014

Salud y sol

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
¡Hola, bombonazos!

Como os prometí, ya estoy aquí de nuevo y esta vez para hablaros de un tema para mí MUY importante y con el que estoy muy concienciada (también porque viví en mis curvycarnes sus efectos).


Hace aproximadamente 4 años, cuando acabé la selectividad, me fui con mis mejores amigos de viaje a Tarifa para celebrar el fin de un curso muy intenso. Era finales de junio y, aunque en mi maleta no faltó el protector solar factor 50, me quemé. Yo tengo una piel muy clara y sensible y, aunque otras veces me había quemado, esta vez fue "a lo bestia"en las piernas (menos mal que llevaba un kaftan). Tal fue la cosa que mi piel no se calmaba con ningún producto, apenas podía moverle y hasta una noche, mis amigos tuvieron que salir de fiesta sin mí porque el sólo roce de la ropa (aunque de un vestido fino se tratara), hacía que el dolor fuera muy intenso. Después de gastar un bote de crema y que nada me calmara, opté por un baño de agua fría con vinagre, pero esa es otra historia jaja.

En cuanto llegué a Valencia (y tras horas y horas de autobús y mil trasbordos para ahorrarnos unos euros) fui derecha a urgencias. En unas pocos días mi piel había adquirido un color entre rojo y marrón que no me parecía normal y a los restos de dolor, se le había sumado unos picores muy molestos. Todavía recuerdo la bronca de la mujer de recepción, a la que no le pude hacer entender que yo sí que había usado crema (no como mis amigos). Tras mi rendición pasé a una consulta donde la médica se mostró algo más comprensiva pero me habló de la importancia de un correcta protección ante el sol. Al final el diagnóstico fue el de quemaduras de segundo grado con un tratamiento de corticoides y la prohibición expresa de que me diera el sol en las zonas afectadas y la de no salir sin protector solar.

¿Por qué os cuento esto? Es tan simple como que nuestra piel tiene memoria. A lo largo de nuestra vida, la piel absorbe las radiaciones solares de nuestras exposiciones. Esto es lo que se conoce como capital solar. Llega un punto en que las defensas naturales que tenemos para protegernos de estas "agresiones"  se gastan y puede dar lugar a manchas, envejecimiento prematuro de la piel y melanomas. Para hacernos una idea, es como si tuviéramos unos ahorros para toda nuestra vida y, según cómo los invirtamos y al ritmo en que los gastemos, nos da para vivir sin complicaciones más o menos tiempo. ¿Qué podemos hacer? Prevenir.



Prevenir es la clave. Que tomemos consciencia de la importancia de tomar el sol de manera responsable es vital para nuestra salud. La marca de protectores solares Avène, tras muchos años de experiencia, se ha tomado muy enserio esta cruzada y de la mano del blog Cosmetik , nos han querido involucrar esta campaña para conmemorar que mañana, 13 de junio, es el día de la prevención del cáncer de piel. Yo ya me he unido a #solysalud y, desde hace un tiempo, he añadido a mi rutina diaria un filtro solar que me proteja de manera eficaz.

Y tú, ¿tomas el sol de manera consciente? ¿Haces alguna locura por acelerar el bronceado? 

¡Nos vemos pronto! Besos por doquier ❤ ❥

7 comentarios:

  1. Uff, tuvo que ser un horror lo que pasaste... lo siento mucho! :(
    Yo ahora estoy muy concienciada con ponerme crema, me da miedo quemarme...
    Yo también uso protección de 50 ahora ^_^
    Besos guapa!!

    ResponderEliminar
  2. Yo me quemé una vez, a lo bestia, tanto que en las piernas la piel empezó a pelarse. Vamos, una cosa salvaje. Sujetaba un trozo de piel y al tirar, se levantaba toda la piel quemada. Me dije que nunca más saldría sin protección. Ya que tengo bastante mancha en el rostro derivado del acné, para que no sean más pronunciadas que son, tengo que utilizar protección facial si o si. Me encanta este protector. De hecho lo usé cuando tenía el tratamiento de Dercutane. Protege muy bien y no aporta grasa :D
    Un beso preciosa!

    ResponderEliminar
  3. Desde hace unos años no piso la calle sin protección solar en verano y en invierno en la cara siempre también. Tengo la piel cada vez más sensible y no me apetece tener más problemas. Besiños.

    www.ysilacosafunciona.com

    ResponderEliminar
  4. Yo nunca me he quemado de manera exagerada pero si es verdad que antes no me preocupaba de echarme cremas o tal, pero por suerte hace ya tiempo que eso cambio y estoy muy concienciada, y no salgo de casa sin mi protección solar, sea verano, invierno...
    un besote!

    ResponderEliminar
  5. Toda la razón, hay que tener mucho cuidado, el sol es muy dañino sin que nos demos cuenta. Un besito
    El blog de Sunika

    ResponderEliminar
  6. Lo mejor son experiencias para tener conciencia, solo se aprende en propia piel...^^
    nunca mejor dicho!
    GRacias por tu entrada! besitos

    ResponderEliminar
  7. Importante protegerse mucho del sol
    Besos!

    ResponderEliminar

Tu opinión es muy importante para mí. ¡Gracias por darle vida a este blog!